fbpx

Editorial

Por Eduardo Rodríguez

Estimados miembros de la comunidad YMCA

Continuamos acompañándolos en esta extensión del prolongado aislamiento social preventivo y obligatorio que las autoridades sanitarias mantienen como estrategia para facilitar el cumplimiento de higiene y distanciamiento físico recomendado por la OMS para hacer frente al desarrollo de la pandemia del COVID-19.  Aspiramos que pronto las medidas de confinamiento forzoso puedan pasar a un modo de convivencia con más flexibilidad, tomando en cuenta nuestro modo de vida y sin olvidar la necesidad de proteger a los más vulnerables.

El viernes pasado celebramos el Día Internacional del Trabajador. Como creyentes sabemos que mediante el trabajo el hombre es participe esencial en la responsabilidad de cooperar en la obra de la Creación. También debemos recordar que trabajo y familia están íntimamente ligados y la ausencia de oportunidades de trabajo afecta de manera directa la integridad familiar. No debería haber justificación para no impulsar políticas que faciliten y promuevan el empleo. El trabajo digno no puede ser remplazado o disimulado, muchas veces solo a efectos estadísticos, como una disminución ficticia de la desocupación mediante el otorgamiento de planes, sin desconocer el valor que estos tienen como herramienta necesaria para asistir a amplios sectores de la sociedad afectados por la falta de empleo.

Por otro lado, esta semana, precisamente el miércoles 6 de mayo, la Asociación Cristiana de Jóvenes de la República Argentina comparte y celebra con el conjunto de la comunidad YMCA su alegría de cumplir 118 años de vida en el país. Agradecemos a Dios por su guía y la posibilidad de servir, en el marco de su orientación irrefutable, en nuestra querida Argentina promoviendo la educación en valores, la verdadera convivencia democrática, contribuyendo a la construcción de ciudadanía y haciendo visible el respeto por la dignidad humana.

Como hemos señalado en diversas oportunidades, este aniversario nos encuentra viviendo una situación histórica e inédita que ha trastocado los planes de crecimiento y desarrollo programados. No obstante, como es propio de la YMCA, debemos afirmarnos en nuestra misión y ver las oportunidades que se abren para avanzar, a través de hechos concretos, en el compromiso con el desarrollo genuino de nuestra Patria, dedicando todos los esfuerzos posibles en favor del bien común y la recuperación, con espíritu altruista, de la plena vigencia de la justicia en un contexto en el que prime la solidaridad activa.

Así mismo nos seguimos preparando, con las limitaciones propias del aislamiento, para tener todo en condiciones para el momento de reapertura de las instalaciones. También estamos iniciando el análisis y definición de los protocolos sanitarios que se requerirán para el uso de los equipos e instalaciones, por lo menos en la primera etapa del regreso.

Seguramente saldremos de esta pandemia renovados y habiendo aprendido mejores condiciones de promoción de la salud. La nutrición junto con la actividad física adecuada a nuestras características individuales, son fundamentales para mantener la condición física, reforzar el sistema inmunológico, así como nuestra salud mental.

Gracias por seguir juntos y apoyarnos mutuamente en este contexto particular. Continuamos en contacto, recuerden, # QuedateEnCasa #, la YMCA te acompaña.

logo_blanco.png
Copyright © 2018 YMCA. Todos los derechos reservados. Realizado por EstudioTall.com.ar

Contacto

Reconquista 439 C1003ABI - CABA
Tel/Fax: (011) 4311-4785
ymca@ymca.org.ar

raciparaweb.jpg
banner144x62pixels1.png