fbpx

Los cambios en los estados de ánimo

Por Juan Pablo Arias

En esta oportunidad les voy a compartir un texto dedicado a la familia, especialmente para aquellas que tienen nenes pequeños. Recibí estas líneas del jardín de mi hijo esta semana y me pareció muy atinado compartirlo con Ustedes. Primero porque me gustó y segundo porque habla de emociones, tema que vengo abordando en este espacio. Espero que les sirva y sea de su agrado.

¿Qué son las emociones? ¿Cómo podemos hacer que haya calma en nuestra casa? ¿Cómo podemos manejar los enojos? ¿Qué cosas podemos hacer para relajarnos en familia?

Los seres humanos somos seres emocionales. Las emociones son reacciones psicofisiolólogicas que se activan ante ciertos estímulos del mundo que nos rodea y nos brindan información sobre lo que necesitamos, lo que nos gusta, lo que nos duele, lo que rechazamos y sobre cómo lo que nos ocurre nos afecta.

En estos momentos, tanto adultos como niños podemos sentirnos  contentos, alegres, tristes, enojados, aburridos, con miedo, cansados, agotados, entre muchas otras formas de sentirnos.

Es importante saber que estos cambios de ánimo, son esperables en todo momento de la vida, y mucho más en un momento de confinamiento social.

Por ello, necesitamos tener paciencia, y tiempo para repensar lo que nos pasa.

Los niños se pueden mostrar más apegados a los adultos, porque nos observan todo el tiempo, oyen y ven más de lo que creemos, por lo que nuestras emociones pueden repercutir en ellos. Y el estar tranquilos, con paciencia transmitirá a ellos calma y seguridad, siendo lo que hoy en día más necesitan.

También es un buen momento para acompañar en sus aprendizajes, todos sabemos que sin vínculo, sin emociones positivas, clima emocional amoroso y respetuoso, es difícil aprender.

Tenemos que estar atentos desde casa a las emociones de los niños, lo primero que podemos hacer es estimularlos para que puedan reconocer la emoción que tienen y nombrarla. Escucharlos sin juzgar ni criticar. Necesitamos preguntarles qué les sucede, cómo se sienten, qué cree que causó su estado, y qué haría con lo que le pasa. Podemos ofrecerle realizar un dibujo o jugar a algo que le guste mucho, o transformar la emoción de alguna manera.

También, los niños,  pueden presentar berrinches. Es importante saber que el niño puede realizar un berrinche para obtener algo, y si lo consigue, probablemente al otro día recuerde que le sirvió como estrategia y lo repetirá. ésto se puede volver habitual.

Otro aspecto que nos será de gran ayuda, es generar espacios para distendernos, compartir y reírnos en familia. La risa tiene un poder único. Las personas que se ríen seguido, se convierten en una persona más asertiva y con mejor autoestima y, por tanto, mejora su calidad de vida.

Teniendo en cuenta que los momentos divertidos y de risa, en estos tiempos podría ser de gran ayuda para relajarnos y distraernos un rato de lo que ocurre, podremos realizar diferentes juegos. Ejemplo: juegos de mesa, podemos invitar a los chicos a cocinar, jugar a las escondidas o cualquier otra actividad que nos guste y nos ayude a compartir un lindo momento. Reírnos ayuda a distendernos tanto a grandes como a chicos.

La cuarentena nos da tiempo para aprender cosas nuevas. Permitámonos cosas diferentes.

Y sepamos que “esto también pasará”, y poder  transmitir a los niños que la vida a veces nos pone a prueba, y que juntos podremos resolver aquellas pequeñas cositas que nos van pasando. Pero lo más importante, es poder poner las cosas en palabras y compartirlas para trabajar juntos.

Necesitamos estar muy atentos, ya que durante estos días es muy probable que las emociones de todos cambien rápidamente, como cambian rápidamente los colores de los párrafos de esta nota.

Por eso necesitamos ser tolerantes y pacientes con el otro.

logo_blanco.png
Copyright © 2018 YMCA. Todos los derechos reservados. Realizado por EstudioTall.com.ar

Contacto

Reconquista 439 C1003ABI - CABA
Tel/Fax: (011) 4311-4785
ymca@ymca.org.ar

raciparaweb.jpg
banner144x62pixels1.png